Home Introducción Esmirna Pérgamo Tiatira Sardis Filadelfia Laodicea

horizontal rule

Bosquejo

31-100 d.C.  

Introducción
Marco Histórico
Análisis del Mensaje
Los Nicolaítas
La Promesa
Conclusión
Las etapas del crecimiento: Características de Efeso

Nuevo Nacimiento

Analogía Histórica

Comentarios del Espíritu de Profecía
Inventario de la personalidad (TCPI)

Introducción

1    “Escribe al ángel de la iglesia en Efeso: El que tiene las siete estrellas en su mano derecha, el que camina en medio de los siete candeleros de oro, dice estas cosas:  

2  Yo conozco tus obras, tu arduo trabajo y tu perseverancia; que no puedes soportar a los malos, que has puesto a prueba a los que dicen ser apóstoles y no lo son, y que los has hallado mentirosos.  

3  Además, sé que tienes perseverancia, que has sufrido por causa de mi nombre y que no has desfallecido.  

4  “Sin embargo, tengo contra ti que has dejado tu primer amor.  

5  Recuerda, por tanto, de dónde has caído. ¡Arrepiéntete! Y haz las primeras obras. De lo contrario, yo vendré pronto a ti y quitaré tu candelero de su lugar, si no te arrepientes.  

6  “Pero tienes esto: que aborreces los hechos de los nicolaítas, que yo también aborrezco.  

7  “El que tiene oído, oiga lo que el Espíritu dice a las iglesias. Al que venza le daré de comer del árbol de la vida que está en medio del paraíso de Dios. 

 Apocalipsis 2: 1-7 (RVA)         

Marco Histórico

Efeso era la mayor ciudad del Asia y el centro del la administración romana en esa provincia.  Fue construida probablemente alrededor del siglo 11 a.c.   Era el centro comercial principal de la región y por edicto imperial era la puerta de entrada a la provincia de Asia.  Esta  ciudad era llamada “la ciudad cambiante”  debido a la variabilidad del lugar donde fue edificada.  Tomo el título de “custodia del templo”, originalmente con referencia al famoso templo de Artemisa, pero extendiéndose mas tarde a los otros templos dedicados al culto de los emperadores. 

Esta ciudad también era conocida como la “gran madre” o “gran madre de los dioses”.  Es interesante notar que en el año 451 d.C.  en el Concilio de Efeso  se le otorgó a la Virgen María el título de “Madre de Dios”.

En esta  ciudad Pablo fundó, alrededor del ano 52 d. C.,  la iglesia que llego a ser el centro de evangelización del resto de la provincia.   La tradición  señala  al Apóstol Juan como uno de sus dirigentes probablemente después del ano 68 d.C.   Algunos creen que Timoteo fue el pastor de esta iglesia cuando Juan escribió la carta.  Esta carta aparece primero , dentro del grupo de las siete, estableciéndose así como el punto de partida del nuevo movimiento que habría de ser llamado cristianismo más adelante.  Desde el punto de vista espiritual,  EL NUEVO NACIMIENTO  es el punto de  partida del cristiano.   Cristo así se convierte en le centro de la experiencia del primer amor.  Su aplicación escatológica permanece intacta.

Efeso era la capital proconsular de Asia, la cual era la parte occidental del Asia menor.  Fue colonizada principalmente por los atenienses.   En los tiempos de Roma llego a llevar el titulo de  “Primera y mas grande metrópolis de Asia”.  Se distinguía por el templo a Diana, donde se localizaba la meca o santuario principal.  

Y por sus teatros, los cuales eran los mas grandes del mundo, con capacidad para 50,000 espectadores.  Aquí se celebraban las luchas de hombres contra animales y animales contra animales.  (cf. 1 Cor. 4:9; 9:24, 25; 15:32.).  Muchos judíos se radicaron allí.   La semilla del evangelio se sembró inmediatamente después del Pentecostés (cf. Hechos 2:9;  6:9).  Al final de su segunda jornada misionera (alrededor del año 51), cuando Pablo regresaba desde Grecia hacia Siria, el visito primero esta ciudad.  Pero en esa ocasión se detuvo por un corto tiempo

Pero dejo a Aquila y a Priscilla atrás para que continuaran con la diseminación del evangelio.  Durante su tercer viaje misionero Pablo se quedo por unos tres años con muy buen éxito  (Hechos 19:10).  Posiblemente durante este periodo fue que se fundaron las sietes iglesias, no por Pablo personalmente, pero posiblemente por los misioneros que salieron de Efeso y por  la influencia de los convertidos que retornaban a sus hogares.  De acuerdo a la tradición, el apóstol Juan vivió muchos años en Efeso, donde el murió y fue enterrado.  Actualmente esta ocupada por una pequeña villa turca llamada Ayasaluk.  Nombre este que se deriva de dos palabras griegas turquidizadas: hagios y theologos; i.e.  “Dios Santo”.

 

Análisis del Mensaje

Efevsw/  traducida como primero o deseable,  revela una serie de  cualidades que deberían  surgir en la etapa inicial  o “primera” en la experiencia cristiana.  El  énfasis se hace en aquellas que son  deseables,  advirtiendo algunos posibles obstáculos, pero presentando soluciones  realmente prácticas.

Al iniciar su  carta a la iglesia Jesús se presenta así mismo como aquel que con poder sostiene todo el universo  (gr. eptaV  y  ajstevra).  Esta imagen representa el principio activo  que trajo al universo a su existencia (cf. Juan 1:3). Este principio activo de creación  es entronizado en la observancia del día de reposo (cf. Exodo 20:8-11). 

El dinamismo de nuestro Señor no se limita a la conservación  y  sustentación del aspecto físico del universo, sino que también se refleja en su intenso deseo de transformarnos, a través de la persona del  Espíritu Santo, al desear vivir dentro (gr.  peripatwn ) y alrededor de  nosotros (cf Juan 14:26; 15:26).  Esta presencia no es estática, sino dinámica, pues se mueve en medio de (gr. mevsw) nosotros.  Este dinamismo brinda la oportunidad al creyente de seleccionar un estilo de vida diferente, único  e individual. Transformación esta catalogada como de un valor inigualable, representado aquí por el oro).

Ni si quiera la aparición del pecado (i.e.,  primer obstáculo) lo alejó, ni lo detuvo;  por el contrario halló una nueva expresión en la experiencia del nuevo nacimiento (cf.Filipenses 4:13).  Ni siquiera la  indiferencia del hombre moderno (i.e., segundo obstáculo) al maravilloso plan de salvación,  ha alejado o detenido su dinamismo (i.e.,  capacidad redentora, transformadora  y intercesora).

La presencia interna del Espíritu Santo es representado por el candelero ((gr. lucniwn).   El candelabro es como el ojo humano el cual le enseña al cuerpo donde esta y hacia donde debe moverse.  Objeto este muy familiar para los judíos, pues era parte integral del tabernáculo terrestre (cf.  Exodo 25:31).  La llama del candelero nunca se apagaba.  Se debía mantener cuidadosamente viva y bien cuidada, representado así la importancia de mantener activa la presencia del Espíritu Santo,  no sea que nos pase como a las vírgenes fatua (cf Mateo 25:1)

El contenido de esta carta se inicia con tres elementos básicos:

q       Ergon 

q       Kopos

q       Hupomone

q       Entrelazadas con una cláusula en común:  Eido.

Eido  es una partícula griega que nos brinda la refrescante idea de un Dios que  se interesa , conoce y entiende lo que nos está pasando.  Este conocimiento no es con miras legales,  ni para condenación, ni para  salvación.  Muy por el contrario, pues revela el intenso deseo de  establecer una  relación con nosotros en base al respeto mutuo.

A.      PRIMER ELEMENTO:  

Nuestras obras” (gr. e[rga ), también traducida como  esfuerzos y/o  afán de avanzar y de triunfar en la vida.  Está  conciente de nuestra intensa búsqueda de un estilo de vida mas satisfactorio que el que ahora tenemos.

B.      SEGUNDO ELEMENTO:  

Dios que entiende nuestro  “arduo trabajo”  (gr. kovpon  ),  o sea , aquellas actividades físicas, mentales , espirituales o combinación de las mismas, que muchas veces se  acompañan  o se asocian  con  fracasos,  frustraciones  y/o   dolor  ya sea emocional o físico, o una combinación de ambos.

Es por eso que también nos  advierte de la  existencia de actividades que normal o anormalmente consumirán nuestro estado de ánimo .  Por consiguiente, desea que  tomemos en especial consideración aquellas actividades que conllevan emociones intensas y/o dolorosas,  pues estas muchas veces se enclavan  en lo más profundo de nuestro corazón, llegando a estar, por lo general fuera del alcance de nuestra parte  conciente.  Estos  recuerdos dolorosos y/o emocionalmente intensos ejercen una  influencia poderosa sobre nuestra conducta y sobre nuestra capacidad de discernir en la esfera espiritual.  

Con mucho amor el Señor procede a señalar (quizás en tono de advertencia), que  esta mezcla (i.e. de emociones y sentimientos, de fracasos y éxitos, de  experiencias nuevas y viejas, etc.) pueden llegar a constituirse en la fuerza motriz que esté detrás de nuestras acciones y pensamientos, sean estos concientes o inconscientes.  

Por desgracia o buena fortuna estas son las cosas que pueden transformar la forma en que percibimos el mundo o la realidad en la cual nos ha tocado vivir.  Esa transformación, que puede ser temporal o permanente, nos inducirá a ver a nuestro Dios de una forma distinta.  Si esa transformación no es positiva, entonces Satanás abra logrado el éxito propuesto (i.e. separarnos de Dios), pues tendremos una concepto borroso u opaco de su carácter que no nos permitirá acercarnos confiadamente al trono de la gracia como realmente lo  desea Dios (c.f Hebreos 4:16)  

C.      TERCER ELEMENTO: 

Nuestro Señor también conoce (gr. Oi\da) nuestro hupomonen”.  Partícula griega traducida como paciencia  pero que también  implica:

q       Fidelidad

q       Firmeza

q       Un espíritu alegre

Al Señor le agrada que seamos personas placentera,  joviales y alegres.  Desea que encontremos placer en comunicarnos con otros, en vivir una vida socialmente aceptable y grata.  Al encontrarse en una nueva esfera social y espiritualmente, el efesino se ve motivado a establecer nuevas prioridades que le impulsa a resistir o a no   soportar” (gr.  bastavsai), ni  quiere tolerar, aguantar, sobrellevar o guardar relación con los “malos” (gr. kakouv).  Esto implica  el rechazo de cualquier  persona, cosa  o sistema que se caracterice por la degradación de las normas morales y/o sociales que ha adquirido, inclusive  se siente indignado cuando se pretende rebajar a un nivel secular lo sagrado.

Examinando más cuidadosamente esta partícula griega (i.e., bastavsa ) descubrimos que esas cualidades interna de repudio a lo negativo que muchas veces traerá o encontrará  resistencia dentro  y  fuera de la iglesia,  en especial de parte de los modernos nicolaítas (véase referencia más adelante).  Aun en medio de esta adversidad, el Señor ha señalado su disposición de ayudarnos, de forma tal que podamos manejar de manera adecuada el distrés de la adversidad.   Logrando así mantener firme  nuestras creencias, principios y normas que hemos encontrados en el camino de la Vida (i.e. Jesús—cf. Juan 14:6).

Todo lo que sea mal intencionado, perjudicial, depravado, ofensivo al buen  gusto, enfermo o dañino, recibirá una respuesta no muy calurosa de parte del efesino.   Es interesante notar que esta  forma de actuar por lo general no es caprichosa, pues dice el Señor que las ha “probado” (gr. ejpeivrasa );  Término griego que implica estudio o investigación con objetividad.  Su convicción espiritual proviene de un ejercicio cuidadoso, de un escrutinio delicado, de un estudio disciplinado de la Palabra, al estilo de los de Berea (cf.  Hechos 17: 10-11).

El hecho de haber obtenido con mucho esfuerzo y afán la Verdad (quizás después de haber vivido muchos incidentes desagradables), esta se convierte en algo muy mimado.  Por eso  cuando cualquier persona hace alarde de una “nueva luz”, esta  es examinada cuidadosa y objetivamente.

Jesús destaca el gran sentido de perseverancia  que el efesino posee.  Mantiene con  firmeza su promesas.  Su palabra es palabra de honor.  Persevera  en su esfuerzo por lograr lo soñado.   Mantiene una sana  autodisciplina y  por lo general trata de mantener una postura calmada aun en circunstancias difíciles.

Por otro lado el Señor elogia el alto sentido de responsabilidad y de lealtad que el efesino manifiesta al impartir a otros el mensaje de salvación, muchas veces llegando al punto de sentirse físicamente fatigado. 

El efesino se destaca, por lo menos al principio,  por su buen juicio.  Al mismo tiempo mantiene bien equilibradas sus prioridades  no dejando lugar para   las enfermedades, el desaliento o  el desmayo (gr. Kevkmhka).

A este nivel es importante recalcar que sólo el participar activamente de la comunión divina nos podrá  garantizar la capacidad de poder encontrar, percibir y descubrir a quienes reclaman o aseguran ser representantes divinos cuando en realidad no los son.   

Hasta este punto todo el mensaje refleja los aspectos positivo de este tipo de personalidad religiosa.  El versículo 4 establece la conexión hacia aquellas cualidades que en lugar de beneficiar pudieran hundir finalmente a cualquier creyente que no las modifique con el poder prometido en el versículo 1.

Contrario  a lo antes expuesto, parece ser que  en forma paulatina, el efesino comienza a enmendar (gr. e[cw) algunas  de las cualidades  que lo hacían  diferente. Este tipo de cambio ocurre no en el momento de la conversión (pues está en su primer amor) sino mas adelante (gr.  kataV) en su experiencia cristiana.  Es en esa etapa que el creyente  comienza a cultivar cualidades opuestas tanto en intensidad como en proporción a las nobles que poseía, dejando estas aun .

En forma casi imperceptible comienza a abandonar sus prioridades espirituales empezando a  ceder a la presión social, económica, biológica y/o religiosa.  Este inicio de renegar  aquello que un día le producía felicidad, no  es repentino sino gradual.  Esta decadencia posiblemente sea multifactorial:  

q       El descuido de la piedad personal ( en especial después de  haber alcanzado un estatus aceptable  dentro de la comunidad religiosa).

q       El sobrecargo de actividades sin mantener un balance adecuado.

q       El desamparar a los necesitados por temor a ser “cogido” de bobo.

q       El ceder a la corriente moderna (tanto en el  orden que las prioridades deben tener como en la forma en que debemos adorar)

Ese amor (gr. ajgavphn) estable que era en el orden de nuestras prioridades lo principal (gr. prwvthn), comienza a ser relegado a un segundo plano. 

En este punto  el  Señor hace llamado a la reflexión.   Nos  pide que ejercitemos  las conexiones internas de nuestra  memoria (gr. mnhmovneue), que repasemos los beneficios que habíamos  disfrutado en nuestra  relación  con El.   Sugiere que ensayemos y que practiquemos las experiencias del pasado que trajeron frutos de bendición.   En lo posible este tipo de reflexión debe ser específica , en  cuanto a la  fuente, razón o causa (gr. povqen) de nuestro alejamiento de El. 

Ese es  el mismo tipo de llamado que hizo en tiempo de Malaquías cuando dijo “probadme en esto” (cf. Mal. 3:10).    De todos los mandamientos sólo el cuarto requiere el ejercicio de la memoria.    Acordarte has del día de reposo” dijo  Dios a través de  Moisés (cf. Exodo 20:8).

Este  alejamiento  con el tiempo nos transforma  en  deficientes espirituales, preparando así el camino para el próximo desvío.  Este deterioro espiritual es visto con  tristeza  por Jesús.   Aunque el conoce lo que nos sucede, nos asegura la inviolabilidad de nuestra individualidad.  El  aceptar su llamado al diálogo marca el inicio del nuevo el cambio de  dirección en nuestras vidas (gr.  metanovhson).             

¿Es obligatorio este tipo de relación?.  Por supuesto que no.  Dios no forzara este tipo de relación.  Ahora una vez que hemos analizado nuestra condición y hemos aceptados el impulso motivador, que nos conducirá hacia el camino correcto,  tenemos que volver a reorganizar (con su ayuda) nuestras vidas.  Lo primero debe ser lo primero: restablecimiento de nuestra relación con Dios.

Sin embargo, la advertencia es solemne.  Si no (gr. eij deV mhv) aceptamos su  llamado, tendremos que afrontar los resultados de nuestra propia decisión ( i.e., vivir sin Dios).  El Señor con dolor en su  corazón ejecutará (gr. poivhson) sin demora su veredicto de remover de nuestro hogar, de nuestro trabajo, de nuestra iglesia  y/o  de  nuestra comunidad,  la influencia del Espíritu Santo.  Retirará la oportunidad de alcanzar el máximo desarrollo  de nuestras capacidades.  después de esta severa  advertencia, el Señor vuelve a elogiar aquellas cualidades positivas que poseen sus hijos.  Permítame llamarle la metodología divina  tipo “sándwich”.

Sin lugar a dudas esto nos lleva a la conclusión de que el efesino  después de su enfriamiento, todavía conservaba (gr. e[rcomaiv) ciertos principios morales y religiosos.  Conservaba todavía los principios básicos en el comer y el beber (i.e. reforma pro-salud).  

Su relación con aquellos que proponen una forma de vida poco saludable o que niegan los valores de la moral religiosa (i.e., nicolaítas) no es muy calidad.   Ignacio de Antioquia  en su carta a la iglesia años más tarde,  la alaba por su resistencia a esos falsos maestros.  

 

 Los Nicolaítas ( Nikolai>twn)

Desde el principio se consideró a los nicolaítas como los seguidores de Nicolás de Antioquia, uno de los siete diáconos (cf. Hch. 6:5).   Ireneo (175 d.C.), los clasifica  como pro-gnóstico  [adv.  haer iii.11.1]).   Hipólito (ref vii.36) y Eusebio (he iii.29) buscaron establecer la conexión entre este grupo y los gnósticos que después aparecieron.  Otros prefieren creer que es un Nicolás que  apareció posteriormente. Por otro lado es probable que este es el grupo que Pablo menciona el Hechos 19:19, los cuales quemaron sus libros paganos.  Esta secta también se menciona en la carta a la iglesia de Pergamo.  

Las características históricas más sobresalientes son:

q       Los nicolaítas eran una rama del grupo gnóstico que creían que la naturaleza divina de Cristo le vino en el momento de su  bautismo y que ascendió con él a la cruz.   

q       Sostenían que los cristianos no están sujeto a la ley moral y que el pecado no es pecado para aquellos que están en la fe ( cf. 1 Cor 6:13,  8:9, 10:28; Gal 5:3; 2 Ped 2:1,14; Judas vers 4 y 11)

q       No eran libertinos, sino cristianos bien  intencionados, pero  preparados para hacer pequeñas concesiones,  de manera que pudieran seguir participando en la vida social y económica de la  sociedad helenística.  Su “libertad” era muy diferente a  la de los corintios.

q       Mantenían que era correcto comer comidas  sacrificadas a los ídolos.

q       Inculcaban el celibato, pero toleraban  la fornicación (pues mantenían una comunidad de esposas).  Bajo la pretendida libertad del cristiano, fomentaban la idolatría (muy similar a lo que Balaam pretendió y logró).

q       Sostenían que no era necesario someter los deseos de la carne como lo requiere la ley moral

Si el asunto condenado por el Concilio de Jerusalén  no hubiese tenido implicaciones espirituales, probablemente no hubiese aparecido en el mensaje profético (cf. Hch 15:29), con el énfasis que se le imparte en esta carta a la iglesia de Efeso .  Este tipo de corriente ideológica parece afectar  nuestra comprensión de Dios, llevándonos a conclusiones erróneas que al fin y al cabo nos alejarán de nuestro Salvador y perjudicarán  nuestra salud  física.  Esta carta es una seria amonestación de parte del Testigo Fiel y Verdadero a aquellos que no toman en consideración las verdades del la reforma pro-salud.  

En  conclusión,  los nicolaítas:

q       Patrocinan la idolatría (fornicación espiritual).  Toda aquella persona o entidad que venere a lo humano más que a lo divino,  pertenece a este tipo de corriente ideológica.  Esto incluyen a aquellos grupos que ponen a la hermana White por encima de la Biblia, a los que ponen las emociones por encima de la fe o  a los que veneran  más a un dirigente que a Jesús.

q       Patrocinan que no estamos sujetos ciento por ciento a la ley moral.  Que el sometimiento post-conversión de los deseos carnales no es de vital importancia, pues una vez que eres salvo, eres salvo.

q       Patrocinan que es lícito comer y beber, siempre y cuando sea moderado.  Que el código de salud de los judíos era para los judíos.  Que la reforma pro-salud es interesante pero no importante para la salvación.

q       Rebajan la importancia y el sentido sagrado del matrimonio y lo visualizan como una simple institución humana sujeto a modificación y/o eliminación si con ello se contribuye al mejoramiento espiritual de la persona.  Algunos pudieran propugnar la poligamia.  Otros consideran el divorcio como una alternativa viable y sin  consecuencias espirituales.

Nicolaítas proviene del griego  Nikolai>twn que a su vez proviene de Nikolaos que significa victorioso sobre el pueblo.  Esta a su vez se deriva de dos palabras griegas:

q       Nikos implica triunfo o conquista; esta  a su vez se deriva de nike que nos brinda la  idea de conquistar.  En forma figurativa: los medios del éxito

q       Laos :  un pueblo

Esa  misma raíz  (e.g., la última) la comparte la palabra Laodicea   ¿ Existirá alguna conexión  entre los laodicenses y los nicolaítas?.  Personalmente creo que si.  Representa a aquellas personas o grupos que atraen o arrastran al pueblo de Dios hacia principios o formas de vidas opuestas (pero que aparentan tener el mismo fin u  objetivo) a las que establece la Biblia y el Espíritu de Profecía.  

La Promesa

El árbol de la vida representa mucho más que un simple elemento escatológico.   Originalmente el árbol de la vida se encontraba en el centro del Jardín del Edén,  en relación directa con la inmortalidad condicional ofrecida a Adán y a Eva.   Representaba el poder conservador de Dios, indicando la pureza del estado original.  Al Dios  poner ángeles guardianes en la entrada,  después de la caída del hombre, lo hizo por dos razones.  La primera por motivos de amor, pues  quería dejar claro, que El no se place con la idea del estado de sufrimiento y tortura eterno;

  la segunda era una advertencia directa  en contra de la idead human de recuperar por sus propios méritos el estado original.  Cuando las condiciones en el planeta se deterioraron, el Señor optó por trasladar  el árbol de la vida (i.e., el estado de dependencia humana-divino) al tercer cielo, donde se encuentra en el centro de la Santa Cuidad y que servia para la sanidad de las naciones. 

Por lo tanto el árbol de la vida representa el esfuerzo divino de restauración  de la raza caída a su estado original.  Volviendo al caso de Efeso, la promesa del Señor  no puede ser mas clara, al que desee recobrar su primer amor, al que desee  ser transformado a la imagen de Jesús, al que desee recuperar lo perdido, el Señor se ofrece como el árbol de la vida,  

  Conclusión

El proceso de restauración de la imagen de Dios en el hombre no es un proceso que ocurre en un abrir y cerrar de ojos.  Implica una lucha fiera contra “principados”, contra “potestades”, contra “gobernadores de las tinieblas”.   Indica una confrontación abierta y decidida.  Por supuesto que el Señor no especifica un número determinado de victorias para la obtención  o recuperación del estado original,   El si señala  el camino que el alma debe tomar en el campo de batalla.  Una vez orientada a través de la influencia del Espíritu Santo, es nuestra la  opción de  dejar  abierta o no nuestra capacidad  de   atender  y entender las advertencias  físicas, mentales y  espirituales asociadas con el dominio y sujeción  de las  inclinaciones naturales. 

Esta son elementos necesarios para poder prevalecer  en  contra las corrientes que  contaminan el alma.  Además ayuda  en la reorganización de las prioridades cotidianas.  Facilitando  así la obra y ministerio del Espíritu Santo.  El  ministrará otorgando el poder sólido, que brindará la chispa de motivación necesaria para obtener plena satisfacción en esta vida así como en la venidera.

Las etapas del crecimiento cristiano

Las Características de Efeso

Nuevo Nacimiento

  1. Establecimiento de principios y prioridades

  2. Ejercicio de la memoria

  3. Actividad  

  4. Resistencia  a las corrientes modernas que rebajan los principios morales,  físicos y/o espirituales

  5. Con el tiempo Jesús deja de ser el centro de la vida y de la religión

  6.  Adoración formalista y fría        

Analogía Histórica

  1. Es la etapa mayor del Crecimiento Cristiano, 

  2. Era el centro de la administración romana como el nuevo nacimiento es el centro de la nueva criatura.  

  3. Puerta de entrada hacia la eternidad. 

  4. Ciudad cambiante reflejando  que las cosa viejas pasaron y dando la bienvenida a las cualidades nueva de  esta re-creación. 

  5. La variabilidad  del terreno en el cual fue edificada representa que el nuevo nacimiento ocurre en diferente etapas en la vida de cada individuo.

  6. Etapa donde se toma conciencia que nuestro cuerpo es el templo del Espíritu Santo. 

  7. Punto de partida para nosotros desde el punto de vista evangelizador pues deseamos compartir el mensaje con otros.  

  8. Es la base  primera o deseable de la nueva criatura

Comentarios adicionales del Espíritu de Profecía

q       “si no se ejercita, la capacidad que Dios ha dado degenera” 3JT 59:0

q       ...No podían  descansar hasta que la luz que había iluminado sus mentes brillara sobre otros.” HAp 478 ed ACES

bullet

En el mensaje a la iglesia a Efeso se presenta a Cristo como sosteniendo las siete estrellas en su mano y caminando en medio de los siete candeleros de oro.  Se presenta como “caminando” entre ellos para ilustrar así su constante vigilancia en favor de su iglesia.  “No se adormecerá ni dormirá el que guarda a Israel”.  tampoco se vuelve indiferente.  Estas figuras debe ser cuidadosamente estudiadas por los subpastores y fielmente aplicadas a su propio caso, para que no pierdan de vista su gran privilegio de obtener luz de la Fuente de toda luz, impartiéndola a su vez a aquellos para quines trabajan.  (Carta 4, 1908)  

bullet

“....La tuya es una decadencia, una declinación en el ser santo; el propósito de el no ha sido abandonado, pero se ha perdido el fervor.... Debemos procurar conocer  nuestras faltas y pecados característicos, que causan tinieblas y debilidad espiritual y apagaron nuestro primer amor”  (RH 7-6-1887)  

bullet

“....Los creyentes no se dieron cuenta  de su caída espiritual.  No advertían el cambio que había ocurrido en sus corazones y que tendrían que arrepentirse por haber dejado de hace las primeras obras....Obras que son siempre el resultado del verdadero amor cristiano”   (MS 11,1906)  

bullet

“Es nuestro el pecado de los nicolaítas, convertir la gracia de Dios en libertinaje? (RH 7-6-1887)

bullet

“la atmósfera de la iglesia es tan frígida, su espíritu es de tal naturaleza, que los hombres y mujeres no pueden sostener o soportar el ejemplo dela piedad primitiva nacida del cielo.  El calor de su primer amor esta  congelado, y amenos que sean regados por el bautismo del Espíritu Santo, su candelabro ser quitado de su lugar , si no se arrepienten y hacen las primeras obras” Testimonios para los Ministros, Pág. 166

 

 

[Acerca de Nosotros] [Teología] [Profecías] [ Apología] [Historia IASD] [Centro de investigación] [Iglesias adventistas hispanas en la Red] [Centro White][Centro de Noticias MPM][Itinerario][Foto-Album  Familia Martínez][Conozca a Marissa][Conozca al Dr. Martínez][La Leche y sus derivados][Escríbenos]

Usted es el VisitanteFastCounter by LinkExchange